NotiAcaneb 9

                                              Buenos Aires, 5 de julio de 2005

Estimados miembros de ACANEB compartimos con Uds. la siguiente información,

1.  Reuniones mensuales

El miércoles 16 de junio tuvimos nuestra reunión mensual. Próxima reunión: miércoles 20 de julio, en Rivadavia 882 2º G a las 18:30 horas.

2.  Bernardo Lischinsky en China

Bernardo en la muralla china

En nuestra reunión del tercer miércoles de junio Bernardo Lischinsky dio una muy interesante e ilustrativa charla sobre su visita a China. El gobierno Chino invitó a los distintos gobiernos de los países latinoamericanos para hablar sobre las relaciones económicas y comerciales entre China y Latinoamérica. En la foto vemos a Bernardo junto a los representantes de Brasil, Uruguay, Chile, Cuba, Bolivia, Uruguay, Ecuador, Perú y China. (Bernardo está parado 2° desde la izquierda).

Según Bernardo China enfrenta una serie de preguntas y desafíos en el futuro próximo, algunos de ellos son:

Como puede verse, los nuevos problemas traen más preguntas y desafíos.

3.  La Haya, Capital Jurídica Mundial

Foto La Haya

 

Esta foto corresponde a la Jornada realizada en la Universidad católica de Rosario: abajo, de izquierda a derecha: Frans Nelissen, Olivier Ribbelink, Eduardo Hooft (los 3 disertantes en la Jornada), César Comolli (Secretario académico Facultad de Derecho y Ciencias Sociales del Rosario), María Elsa Uzal (disertante) y Mariela Rabino (asistente). arriba, también de izquierda a derecha: Norma Pascar y Liliana Giorgetti (profesoras Facultad de derecho y Ciencias Sociales del Rosario), Alfredo M. Soto (CD ACANEB), Reneko Elema (Secretario de la Embajada de Holanda), Juan José Cerdeira (CD ACANEB) e Ignacio Goicoechea (Miembro de ACANEB y delegado Conferencia permanente de derecho internacional privado de La Haya para América Latina )

4.  Los miembros de ACANEB por el mundo

VirginiaPara inaugurar este espacio en el NotiAcaneb hemos recibido la nota de Virginia Mariezcurrena que publicamos en forma completa al final. En la foto Virginia está trabajando junto a un grupo de alfabetizadores de la zona del Sahel, Burkina Faso, África.

Quedan invitados a comunicarse con Virginia a: Virginia Mariezcurrena

Quien quiera publicar su nota en próximos NotiAcaneb, por favor comuníquense a través de info@acaneb.org ¡Virginia, muchas gracias por inaugurar este espacio y compartir con nosotros lo que estás viviendo!

5.  Seminar on strengthening the role of Netherlands Alumni Associations

A partir de una idea de la Netherlands Alumni Association de Nepal, y posterior desarrollo a cargo de la Federation of International Education in the Netherlands (FION), UNESCO-IHE and Netherlands Organisation for International Cooperation in Higher Education (Nuffic), y con el objetivo de fortalecer el rol de las NAA (Netherlands Alumni Associations) se realizará un seminario sobre Knowledge Management and Networks.

Han invitado a todas las NAA que quieran participar, anticipando que sólo diez serían elegidas. ACANEB se postuló junto a otras 16 NAA, y ha sido seleccionada junto con las NAA de Sri Lanka, Uganda, Perú, Tanzania, Nepal, Kenya, China, Filipina y Vietnam.

Como presidente de ACANEB participaré del seminario a realizarse en Delft entre el 28 de agosto y el 2 de septiembre. De acuerdo a lo que anticipamos en nuestra última reunión seguiremos analizando los contenidos de este encuentro en la próxima reunión del 20 de julio.

6.  Proyectos de los Asociados

Les recordamos que quien quiera presentar un proyecto puede hacerlo en la reunión del tercer miércoles de cada mes o bien enviando la información correspondiente a info@acaneb.org

Los saludo muy cordialmente,

Gabriel Pardi, en nombre de la Comisión Directiva de ACANEB


Nota de Virginia Mariezcurrena

Estimados Colegas ex- becarios:

Quiero compartir con Uds. algunas de las impresiones y vivencias de trabajar en África.

Antes que nada, me presento: Soy Virginia Mariezcurrena, abogada (UNR, 1994), y disfruté de la beca de NUFFIC en 1999, para estudiar una especialización en Gestión Ambiental en el Maastricht School of Management.

Después de mi experiencia en Maastricht, estuve estudiando y trabajando en algunos otros países, hasta que se me presento la oportunidad de ingresar a trabajar a la SNV, en Burkina Faso, África. La SNV es el servicio Neerlandés de Desarrollo, la agencia que comenzó hace mas de 40 años como un grupo de voluntarios neerlandeses al servicio de desarrollo, y que hoy es una ONG (pero totalmente financiada por el Ministerio de Relaciones Exteriores del Reino de los Países Bajos), con mas de 1500 empleados en 27 países. La principal actividad es el reforzamiento de las capacidades de las organizaciones locales (ONGs, sector privado y gobiernos locales) en la lucha contra la pobreza. En mi caso, soy consultora en incidencia de las organizaciones en el sector público.

Sinceramente, África no estaba en mis planes de carrera mas cercanos, pero la oportunidad se me presento tan concreta, y la cierta familiaridad con la cultura holandesa, mas el consejo de mis profesores holandeses con quienes guardo una calida relación de mucho respeto profesional desde mis épocas de Maastricht, me llevaron a aceptar el desafío.

Me vine a vivir a Uagadugu, la capital de Burkina Faso, a finales de Marzo de este año. Y por eso quisiera compartir con uds. algunas impresiones de mi estadía aquí.

Burkina es, según el índice de desarrollo humano, el tercer país menos desarrollado del mundo, solo seguidos por sus vecinos Níger y Sierra Leona. Para facilitar de un golpe de vista una comparación rápida con nuestro país, podremos ver el siguiente cuadro:

Indicador Pais

Argentina

Burkina Faso

PBI (Paridad Poder de Compra, PPP en US$ )

10,880

1,100

Índice de Desarrollo Humano (lugar del país entre el ranking de 177 países del mundo, 1 = el mas desarrollado, 177 = el menos desarrollado)

34

175

Expectativa de Vida (en años, al nacer)

74,1

45,8

Tasa de Alfabetización (en % de población mayor a 15 años)

97,0

12,8

Fuente: Programa de Naciones Unidas para el desarrollo (2004). Online: http://hdr.undp.org/

La realidad que describen estas y otras cifras, y que asustaban mucho cuando la preparación de mi viaje, se vio desdibujada pasadas las primeras semanas de mi arribo a Burkina.

En este punto quisiera comentar un poco el concepto de pobreza que existe en Burkina. La pobreza es distinta, porque la riqueza es distinta. La riqueza es tener el granero lleno de mijo. Con el mijo se hace una pasta para desayuno, y se come dos veces por día, como almuerzo y cena. Lo cosechan en diciembre, y almacenan todo el año. En realidad, lo almacenan los hombres, las mujeres tienen prohibido el acceso al granero, porque si ven que esta casi vacío, entran en pánico y toda la familia depende emocionalmente de ellas. Todos los días de todos los años de su vida comen mijo. Claro, en sus distintas versiones (tres?). Y los días de fiesta toman cerveza... de mijo. Las mujeres lo muelen, mientras cantan, y así cocinan.

Como decía, una vez cosechado el mijo, debe durar todo el año. Como este año casi no hubo cosecha debido a la sequía, y recién se está sembrando ahora, estamos en un período de hambruna. Y esa es la pobreza: hambre. La embajada de Holanda comenzó un plan de urgencia y esta mandando camiones de mijo subvencionados, a mitad de precio, lo que es obviamente muy bien recibido en las comunidades del Sahel.

Pero lo extraño es que si no supiéramos el trasfondo, no se nota nada raro. El ambiente es de fiesta. La vista muestra colores, sonrisas y alegría. La gente sonríe y saluda mientras pasamos. Pero hay paz, mucha paz. No puedo explicar las razones, solo trato de transmitir lo que se ve y se siente en la vida cotidiana en un país tan extraño culturalmente al nuestro.

Sin duda alguna, la riqueza del país esta en su gente, y aunque parezca paradójico, en la alegría y la paz y seguridad que se respira. Burkina es también el centro cultural y musical del África del Oeste, por lo que existe mucho turismo de músicos y bailarines extranjeros (sobre todo europeos) que vienen a aprender de su arte local. También son exquisitas las artesanías, en maderas o en bronce.

Burkina es también un país multicultural. Existen 67 etnias, cada una con su lenguaje, vestimenta, rasgos físicos distintos. Profesan 3 religiones, un 60 % musulmán, un 30 % animistas (creen en la protección de sus antepasados, les hacen ritos con sacrificios de animales, etc), y un 10 % católicos. Pero todas las religiones conviven en armonía, no hay fanatismos extremos, ya sea religioso o étnico, y hay matrimonios mixtos en todo sentido.

El clima es muy calido pero seco. Cuando yo llegue, en Marzo, la lluvia esperada era de entre 0 a 2 mms en el mes, con una temperatura promedio de 42 grados en el día, y 30 en la noche. Ahora estamos entrando en la estación húmeda, con una temperatura de unos 30 grados de día, algo mucho más tolerable.

Naturalmente el país tiene varios ecosistemas: Sahel en el norte, savana en el centro y bosque húmedo en el sur oeste. El Sahel es la zona geográfica entre el desierto del Sahara y la sabana cultivable de todos los países de la región. Es una zona que es prácticamente igual al Sahara, pero solo se diferencia porque llueve un par de meses por año. Por eso se puede cultivar algo de agricultura. Los meses de lluvia son julio y agosto. Las etnias que viven en el Sahel son mayoritariamente los Pehl y los Tuareg. Debido al rigor del terreno, la tierra es solo parcialmente cultivable. Solo producen mijo (la base de la alimentación rural en Burkina), y es zona ganadera por excelencia. Estas etnias, entonces, se caracterizan por ser ganaderos, nómades, y muy independientes. Son los típicos que se ven en las películas del desierto, con túnicas largas y blancas, bordadas, turbantes coloridos, piel negra pero rasgos de blancos. Y las mujeres llenas de joyas, aros, pulseras, turbante colorido y vestido también. Son re elegantes! La música, también es característica, mezcla de los árabes y los ritmos africanos del oeste.

La comida es similar a la de Argentina, es decir, se consigue de todo: pollo, carne de vaca, cerdo, cordero. Siempre acompañado de cous cous o arroz, y los vegetales y frutas que la estación permita. Una cosa curiosa? Tradicionalmente se come con las manos, hasta en los restaurantes más caros. Se hace un bollito con el arroz con salsa, y se come así.

En fin, África es una caja de sorpresas, una batidora cerebral de estándares occidentales. Una oportunidad única de aprender, todo el tiempo, aprender. Vine a ayudar en su camino de desarrollo y estoy aprendiendo más de lo que puedo ayudar.

Finalmente, si hay algo que pudiera transmitirles, es que África es un territorio maravilloso donde vale la pena mirar. Siento que para mi, hasta haber llegado, el continente entero era un gran misterio. Siento que es un caso muy generalizado, que el continente esta injustamente muy ignorado por la comunidad internacional. Y por eso apelo a que cada uno, en sus puestos, aunque sea con lectura y educación, contribuyan a difundir un poco mas de conocimiento real sobre la África actual.

Con cordiales saludos,

Virginia Mariezcurrena

Volver al comienzo